Bienvenido to HSJD   Click to listen highlighted text! Bienvenido to HSJD
Bienvenido HSJD   Click to listen highlighted text! Bienvenido HSJD

Fue una verdadera oda a la vida. Un acto de sanación liderado por el arte, donde la danza, la poesía, la música, la pintura y la fotografía actuaron como los protagonistas de un viaje liberador, de una voz de esperanza para cientos de miles de mujeres que sufren, que viven, que se ven afectadas con un cáncer de mama, una dolencia que no solo ataca su salud física, sino también su autoestima y su femineidad.

Es por eso que esta nueva vuelta de Ingrid Tapia al HSJD, ya no como paciente, sino como una artista de la resiliencia, es muy significativo, porque junto a ella y su mensaje, hubo otras beneficiarias que se animaron a colaborar con su muestra, exponiendo no sólo sus cuerpos sino sus almas y sus sentimientos, a todos quienes quisieran escuchar su mensaje de luz y esperanza,

“Yo viví un cáncer y esto fue tremendamente significativo para mí, sobre todo desde mi perspectiva de artista y busqué conceptualizar cada una de las etapas que yo viví, las traté de plasmar a través de la pintura, y en esta oportunidad tuve una necesidad de poder dejar reflejada a través de la fotografía las cicatrices que el cáncer dejó en mi cuerpo” destacó Ingrid Parra, quien dividió estas imágenes en “íntimas” y “cotidianas”.

Elsa Valdés, paciente también del HSJD, expuso sus huellas, sus cicatrices en esta muestra  y aseguró que su presencia y su participación, se debía a “a que tuve una detección a tiempo de mi cáncer de mama y eso me dio una sobrevida, sino sería una más de la lista de los muertos. Pero, sin embargo, quiero resaltar algo, siempre se habla de la lista de los muertos, pero no se habla de las recuperaciones, de los que aún seguimos y que somos embajadores de las otras personas”.

Para Daniela Badal, otra de las fotografiadas, “la experiencia de volver a reencontrarme con la enfermedad después de dos años es súper fuerte, pero me siento orgullosa de poder colaborar y visibilizar su importancia, porque a pesar de estar en pandemia, el detectar el cáncer de mama a tiempo te puede ayudar a seguir viviendo”.

En nombre del HSJD estuvo presente el Subdirector médico José Antonio Salinas quien dijo que “tenemos una tendencia a mostrar cifras devastadoras en torno a este tema, invisibilizando  los avances que hemos experimentado, tanto desde el punto de vista clínico como tecnológico, avances que han favorecido la detección a tiempo y la  recuperación de miles de personas afectadas con esta enfermedad. Por eso, La mejor forma de luchar contra esta patología es crear más y más conciencia”.

Ingrid Tapia, además de la pintura y fotografía, sonorizó el poema de su autoría “sanar para seguir sanando” que fue representado en una danza contemporánea por el cáncer, de manera brillante, por la dupla conformada entre Karla San Martín y Belén Lobos, ambas estudiantes de la Universidad de Chile.

En la música, estuvo el cuarteto de cuerdas integrado por Braulio Rivas (Viola), Pablo Campos (Violín), Bastián Rodríguez (Violín) y Ricardo Monsalves (cello) quienes sorprendieron a los presentes con el Canon de Johan Pachelbel y la banda sonora de la exitosa película italiana Cinema Paradiso, de autoría de Ennio Morricone.

En la muestra artística “Sutura de oro” se contó con la presencia de Evelyn Castillo de la agrupación de pacientes oncológicos, ACHAGO María Paz Ohberg de la Fundación Mujer y Cáncer y; el Dr Felipe Ubilla y la enfermera Carla González de la Unidad de Patología Mamaria del HSJD, todos ellos aplaudieron la iniciativa y disfrutaron de su calidad.

— Visitas totales: 2,149,181 — Últimas 24 horas: 0
Redimensionar imagen
Contraste
Click to listen highlighted text!