Una de las principales preocupaciones que ha tenido el Hospital San Juan de Dios, en el marco de la contingencia nacional, es la salud mental de  sus funcionarios, quienes –al igual que el resto de la ciudadanía- se están viendo expuestos a situaciones de alta tensión y estrés. De allí surge la iniciativa #UniendoFuerzas,  que se desarrolla con el apoyo de un conjunto de profesionales de nuestro hospital, quienes han puesto sus conocimientos y experticias a disposición de nuestra comunidad asistencial.

La psicóloga Ivette Castro del Servicio de hemato-oncología,  una de las profesionales que forma parte de este grupo de trabajo, explica que para manejar las emociones en el escenario actual, hay –en primer lugar-que identificar los síntomas, donde los más recurrentes son: temblor, ansiedad, nerviosismo,  miedo, trastornos del sueño (pesadillas, problemas para dormir o conciliar el sueño).

“Para el manejo y el control de las emociones frente a situaciones inesperadas que causen miedo o descontrol, es necesario buscar un lugar seguro,  realizar un ejercicio de respiración simple, el que ayuda a mantener el equilibrio emocional y físico. Para eso hay que tomar aire por la nariz y botar por la boca, sin realizar esfuerzo”, sostiene la experta.

Agrega que si la persona ya identificó la sintomatología “es recomendable evitar la exposición a noticias de violencia, a la información de agresividad. Es necesario fomentar y fortalecer los vínculos con la familia, los espacios con los amigos, para tener contención y conversación con nuestras personas significativas”.

La profesional asegura que para disminuir la ansiedad debemos organizar nuestras vidas a corto plazo y según como se vayan dando los acontecimientos. “La angustia a la incertidumbre es el miedo a perder el control de la situación y de nuestras vidas. Es por eso que las recomendaciones van siempre desde la seguridad y planificar y organizar las rutinas no más allá de una semana”, precisa.

— Visitas totales: 1,023,144 — Últimas 24 horas: 1,343