El Alzheimer es la principal causa de demencia entre los adultos mayores, alcanzando, según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS)  entre un 60% y un 70% de los casos, y que tiene un importante impacto físico, psicológico, social y económico en las personas que la padecen y también sus familias y cuidadores.

Se estima que para el año 2050 131.5 millones de personas padezcan Alzheimer, considerando las cifras que entrega la OMS, que indican que actualmente en el mundo entero hay alrededor de 50 millones de personas que padecen demencia, y cada año se registran cerca de 10 millones de nuevos casos.

El Alzheimer es una enfermedad degenerativa del Sistema Nervioso, cuya causa es  hasta ahora desconocida. Se inicia generalmente con fallas de la memoria reciente y avanza de manera lenta y progresiva.

Dentro de los síntomas más comunes de la enfermedad están:

  • Cambios en el humor o la personalidad.
  • Cambios de memoria que dificultan la vida cotidiana.
  • Dificultad para desempeñar tareas habituales en la casa, en el trabajo o en su tiempo libre.
  • Desorientación de tiempo o lugar.
  • Problemas con el uso de palabras en el habla o lo escrito.
  • Disminución o falta del buen juicio.

Si bien hasta ahora no hay algún tratamiento para curar esta enfermedad o revertir su evolución, se están investigando algunos tratamientos, los que se encuentran en etapa de ensayos clínicos. Sin embargo, la OMS destaca algunas acciones que pueden mejorar la vida de las personas que padecen Alzheimer, tales como:

  • Diagnosticarla precozmente para posibilitar un tratamiento precoz y óptimo.
  • Optimizar la salud física, la cognición, la actividad y el bienestar.
  • Identificar y tratar enfermedades físicas concomitantes.
  • Detectar y tratar los síntomas conductuales y psicológicos problemáticos.
  • Proporcionar información y apoyo a largo plazo a los cuidadores.

También es posible prevenir la enfermedad adoptando algunos hábitos saludables, como la reducción del consumo de grasas saturadas y trans, aumento del consumo de frutas, verduras, granos y legumbres,  y mantenerse activo físicamente.

— Visitas totales: 650,022 — Últimas 24 horas: 1,218